La Xbox One NO se venderá sin Kinect

Más allá de que Microsoft ha ido cambiando sus políticas respecto a la Xbox One a medida que fue escuchando las críticas recibidas, parece ser que no estarían dispuestos en ofrecer su consola separada del sensor de movimiento, Kinect 2.0, de forma tal que tampoco el accesorio sería vendido a parte.

Phil Harrison fue quien confirmo esto a una entrevista realizada por CVG, en la cual afirmó que la Xbox One es el Kinect, es decir que no se trataría de dos sistemas separados, de forma tal que el sensor de movimiento no es más que una parte de su ecosistema, y no puede ofrecerse sin él, aunque muchos hayan criticado esta estrategia de Microsoft.

Xbox-One-y-Kinect

Y no es para menos ya que la inclusión del Kinect 2.0 en la Xbox One dispara el precio de la consola hasta los 500 euros, el costo más alto hasta ahora en las consolas de nueva generación, por lo que se especuló con la posible existencia de un pack que no incluyera al sensor de movimiento, algo que con las palabras de Phil Harrison queda completamente descartado.

De esta forma se da por hecho que el costo de la consola Xbox One será sin dudas de 500 euros, aunque a modo de “consuelo” aquellos que reserven la consola en países europeos, antes de su salida al mercado, podrán recibir de regalo el nuevo FIFA 14 de regalo.

Link: Gizmodo

informe
Google Chrome 30 beta hace más simple buscar imágenes en la web

JUEGOS

NUEVOS POSTS EN PORTADA


¿Que opinas? escribe un comentario :)